Etiquetas

, , , , , , ,

«—Y ¿cómo la traduce vuestra merced en castellano? —preguntó don Quijote.

—¿Cómo la había de traducir —replicó el autor— sino diciendo olla?

—¡Cuerpo de tal —dijo don Quijote—, y qué adelante está vuesa merced en el toscano idioma! Yo apostaré una buena apuesta que adonde diga en el toscano piace, dice vuesa merced en el castellano place; y adonde diga più dice más, y el su declara con arriba y el giù con abajo.

—Sí declaro, por cierto —dijo el autor—, porque esas son sus propias correspondencias.

—Osaré yo jurar —dijo don Quijote— que no es vuesa merced conocido en el mundo, enemigo siempre de premiar los floridos ingenios ni los loables trabajos. ¡Qué de habilidades hay perdidas por ahí! ¡Qué de ingenios arrinconados! ¡Qué de virtudes menospreciadas! Pero, con todo esto, me parece que el traducir de una lengua en otra, como no sea de las reinas de las lenguas, griega y latina, es como quien mira los tapices flamencos por el revés, que aunque se veen las figuras, son llenas de hilos que las escurecen, y no se veen con la lisura y tez de la haz; y el traducir de lenguas fáciles, ni arguye ingenio ni elocución, como no le arguye el que traslada ni el que copia un papel de otro papel. Y no por esto quiero inferir que no sea loable este ejercicio del traducir, porque en otras cosas peores se podría ocupar el hombre y que menos provecho le trujesen.»

Don-quixote-de-chagall-19751

Don Quijote expresa aquí sus consideraciones sobre la traducción  (Quijote, II, 62) y, entre ellas,  el fámoso simil del «revés del tapiz», que permite diferentes interpretaciones, y que es una frase de lo más  aludida en textos que hablan de traducción. En un punto coincido con don Quijote: en otras cosas peores se podría ocupar el hombre. Pero, no:  no es la lengua de partida el problema más grande.  Lo dijo bien en su libro Di seconda mano (Bompiani, 2004) Laura Bocci, traductora de clásicos alemanes: «Don Chisciotte ha torto di sicuro, il vero problema non è la lingua da cui si traduce [….], bensì quella nella quale si traduce: è con essa, infatti, con la lingua madre, che più spesso si ingaggiano combattimenti linguistici furiosi».

SILVIA SICHEL.

medir-las-palabras1.jpg